Cambio de casa? Prepárese para la mudanza

Mudar de lugar no es una tarea fácil. Pero siguiendo algunas orientaciones generales, haciendo un buen planeamiento y teniendo un adecuado tiempo de preparación, podrá llegar a ser un poco menos difícil.

Cuales son los motivos que lo llevan a querer mudar de residencia (o de lugar de trabajo en caso de los inmuebles comerciales) ? Desea encontrar un lugar más espacioso, más próximo a su lugar de trabajo o estudio, o más económico? Cansó de sus vecinos? Lo primero que deberá hacer será consultar un agente inmobiliario, o buscar su nuevo inmueble en páginas web inmobiliarias y portales inmobiliarios.

Una vez encuentre un inmueble adecuado, comience con la preparación para la mudanza. Pero… por donde comenzar? Inicialmente decida lo que dejará atrás y aquello que llevará para nueva vida. Es decir, hay cosas realmente necesarias que usted quiere, desea y necesita; otras medianamente adecuadas; y otras que muchas veces lo único que hacen es ocupar espacio, o que simplemente ya no se adecuan a su nuevo inmueble. Decida que es lo que llevará a su “nueva vida” y aquello que dejará en el pasado; sin duda habrá objetos de los cuales podrá prescindir.

 Paginas web inmobiliarias
Paginas web inmobiliarias

Cajas, cajas y más cajas. Inicie por conseguir una buena cantidad de cajas que podrá encontrar en mercados, incluso de forma gratuita. Piense en los objetos que desea llevar consigo, separe cosas que puede guardar en este momento de aquellas que necesitará hasta el último día. Comience por guardar lo que no utiliza frecuentemente y cree no utilizará en los días próximos a la mudanza.

Identifique el contenido de las cajas. Marque, enumere y etiquete sus cajas, de forma contraria no sabrá que ha empacado en cada una y será más fácil controlar el proceso de mudanza y la llegada al nuevo espacio. Alguien recuerda donde guardé mi agenda? Si, está en alguna de las cajas… en cual? Conoce esa historia?

Identifique las cajas en la parte superior y en los costados y en caso de contener algún objeto que se pueda quebrar, márquela como “frágil” o “cuidado”. Puede identificarlas también con el lugar donde deberá ser colocada como “cocina”, “sala”, o “dormitorio”, esto ayudará a todos los que participen de su mudanza.

Una vez haya etiquetado correctamente sus cajas de mudanza, haga un listado o inventario de las mismas, eso le ayudará a verificar que todo ha llegado a su lugar y donde están sus cosas.

Aproveche sus toallas, almohadas, ropa de cama y cubiertas para proteger los objetos delicados o que puedan estropearse. Si el objeto pude romperse, con certeza se romperá su usted no lo proteje de forma adecuada. También podrá utilizar capas de plástico de burbujas o de espuma, pues además de leves y baratas, evitarán los choques, golpes y rayaduras en sus cosas.

En una próxima entrada presentaremos otros detalles importantes que podrán hacer de la mudanza un proceso menos tortuoso.

***

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *